madre-inculcando-habitos-lectura-bebe

Día Internacional del libro: ¿cómo inculcar hábitos de lectura desde peques?

El Día internacional del libro se celebra cada 23 de abril a nivel mundial, con la finalidad de fomentar la lectura, la industria editorial entre los ciudadanos.

¿Por qué el 23 de abril? 

Esta fecha fue elegida porque, supuestamente, coincide con el fallecimiento de Miguel de Cervantes, William Shakespeare y Garcilaso de la Vega. La Unión Internacional de Editores le propuso esta fecha a la UNESCO, para fomentar la cultura y protección de la propiedad intelectual en una celebración de carácter internacional. En España, el Día Internacional del Libro es una de las pocas fechas en las que las editoriales y librerías pueden ofrecer descuentos a sus lectores, nunca superior al 10%. Por lo que es un buen día para regalar libros a tus seres queridos y animarlos a que se sumerjan en increíbles historias.  

En España, el 23 de abril se celebra también la entrega anual del Premio Cervantes, el galardón más prestigioso para autores hispanos.  

Aprovecha el Día Internacional del Libro para empezar a inculcar buenos hábitos de lectura 

Los libros son una puerta a un mundo lleno de aventuras y de historias, una forma de desconexión tanto para adultos como para niños. Gracias a la lectura se adquieren una gran cantidad de conocimientos y ayudan a favorecer el desarrollo afectivo y psicológico de la persona. Ayudar a que los peques adquieran este hábito desde una edad temprana, ayudará a que tengan un léxico más amplio y que adquieran distintos valores éticos. 

Sin embargo, aquí viene el gran hándicap: ¿Cómo hacemos para que los niños y niñas se interesen por la lectura teniendo, hoy en día, semejante cantidad de estímulos en las pantallas? ¿Cómo podemos inculcar estos hábitos de lectura? ¡Te damos una serie de consejos! 

Algunos consejos para que tu peque ame la lectura 

padre-disfrutando-de-una-tarde-de-lectura-con-sus-hijos
  1. El libro debe ser un juguete como otro cualquiera: desde una edad muy temprana, deben tocarlos, jugar con ellos, analizarlos… Esto es fundamental para que, a medida que van creciendo, vean los libros como algo divertido y no como un elemento aburrido. 

  1. ¡Nunca lo obligues a leer!: el gran reto aquí es conseguir que los niños lean por su cuenta, y para ello, deben ver la lectura como algo atractivo y divertido, jamás como una obligación. 

  1. Visita librerías y bibliotecas: visitar las bibliotecas y librerías para pedir consejo, puede ayudarnos a dar con ese libro que triunfa con todos los niños. Muchas veces, no sabemos qué libro es el más adecuado para cierta edad o incluso para nuestro peque. Estas visitas nos ayudarán a que se acostumbren a estar rodeados de libros y a encontrar ese libro clave que enganche y ayude a que establezcan una rutina de lectura.  

  1. El peque debe escoger el libro: es importante que los niños encuentren un libro que les atraiga y se ajuste a sus gustos. Con todo, es importante revisar el contenido para asegurarnos de que su vocabulario es adecuado para su edad.  

  1. Los adultos deben dar ejemplo y leer también: los niños suelen imitar el comportamiento de los adultos que los rodean, por ello, debemos dar ejemplo y ser los primeros en invertir tiempo en la lectura.  

Paralelamente a estos consejos, siempre podemos organizar tardes temáticas de lectura, decorando una estancia acorde a la temática del libro, preparando una rica merienda con snacks saludables para el peque y creando un ambiente único que garantice la máxima diversión. ¡Puedes añadir disfraces, luces de colores y pinturas de cara para meteros más todavía en la historia!  

Otro momento fundamental para inculcar buenos hábitos de lectura, es incorporar un momento de lectura en la rutina de noche. Una vez el peque haya tomado su tarrito para cenar, dedicad unos 15 minutos a leer su cuento favorito antes de dormir. ¡Le ayudará a establecer una  rutina de dedicar cada noche unos minutos para leer! 

Algunos beneficios de la lectura para tu peque  

  • Ayuda a estimular la creatividad y memoria del peque. 

  • Fortalece el vínculo entre padres e hijos. 

  • Favorece la memoria y las ganas de expresarse. 

  • Mejora el lenguaje y enriquece su vocabulario.  

  • Mejora sus habilidades de escucha. 

  • Enseña a distinguir entre lo bueno y lo malo. 

  • Ayuda a identificar y gestionar sus emociones.  

¡Aprovecha el Día Internacional del Libro para visitar una librería o una biblioteca y elegir con tu peque algún libro para fomentar sus hábitos de lectura!