• La introducción de los cereales

La introducción de los cereales

De 4 a 5 meses

La introducción de los cereales

Uno de los primeros alimentos a introducir en la dieta de tu bebé, a partir de los 4 meses, son las papillas de cereales, que aportarán hidratos de carbono de fácil asimilación, proteínas y vitaminas, complementando la dieta de tu bebé. Empieza por introducir en la dieta de tu bebé las papillas de cereales sin gluten. Entre los 4 y 7 meses (nunca antes ni después) los expertos recomiendan introducir el gluten para evitar posibles alergias e intolerancias. A su vez, los cereales deben ser de fácil digestión para tu bebé y tener nutrientes que complementen adecuadamente la leche, base de su alimentación. Además, deben tener un contenido bajo de azúcares sencillos, por su relación con la obesidad.

Tienes dos maneras de preparar las papillas de cereales:

En plato: se puede empezar sustituyendo una toma de leche por la primera papilla de cereales sin gluten, para pasar, al cabo de un mes, a dos comidas diarias a base de alimentos sólidos. Hay que tener en cuenta que, hasta el final del primer año, el bebé debe hacer al menos dos o tres tomas de leche al día.
En biberón: otra forma de hacerlo es introduciendo los cereales sin gluten en el biberón, junto con leche materna o de fórmula. La cantidad de cereales a añadir debe ser la aconsejada por el pediatra, de acuerdo con las necesidades del niño en particular. Un ejemplo generalizado sería añadir, en principio, un solo cacito de cereales en el biberón de la mañana y, progresivamente, ir aumentando la cantidad de cacitos y el número de biberones a los que se añaden.

Apúntate al BabyClub

 

Suscríbete

Top