• Semana 2

Semana 2

Peso y tamaño

0,2 mm
< 1 gr

Tu bebé

El embarazo se suele medir en semanas a partir de la última menstruación, aunque el bebé se haya concebido antes. A partir de esta semana se desarrollará el embrión que consta de 3 capas:

  • El Endodermo: dónde se formarán la piel, el revestimiento interno del aparato respiratorio y digestivo, la vejiga, el tímpano, los tiroides, el páncreas y el hígado.
  • El Mesordermo: aquí se formará el aparato locomotor (huesos, músculos y cartílagos), el sistema vascular (corazón, venas y arterias), las células de la sangre, el sistema genital y urinario (excepto la vejiga), el bazo y las glándulas suprarrenales.
  • El Ectodermo: dónde se formarán el sistema nervioso, la piel, los órganos de los sentidos (ojos, oído, nariz), las uñas, el esmalte dentario, la glándula pituitaria, el pelo, las glándulas mamarias y sudoríparas.

Tu bebé ahora está formado por una cabeza, un tronco y una cola rizada. Las primeras semanas son muy importantes para éste porque aunque todavía siendo un embrión, empieza a desarrollar los cimientos de lo que serán sus órganos, sus rasgos y su sistema nervioso. El tubo neural se empieza a desarrollar: se convertirá en el cerebro, la médula espinal, el sistema nervioso y la columna vertebral.
La placenta también se empieza a formar: su volumen de sangre aumenta un 50% para afrontar la necesidad de oxígeno del feto.Dentro de tu cuerpo empiezas a crear una casita segura para que tu bebé pueda formarse protegido del mundo exterior.

Tu cuerpo

Las hormonas sexuales femeninas llamadas estrógenos, aumenta y dan una señal al útero avisando que estás embarazada. El útero empezará a crear un forro donde se acoplará el huevo y empezará a crecer la placenta que nutrirá al bebé. Uno de los síntomas que la madre puede sentir son punzadas en los laterales de su abdomen, un indicador de ovulación, junto a la ternura de sus pechos.
El sexo del bebé se determina en el momento de la fertilización, lo que puede ocurrir al final de esta semana: de los 46 cromosomas que conforman el material genético del bebé, dos cromosomas, uno del espermatozoide y otro del óvulo, determinan el sexo del bebé.
Cada uno de los óvulos que tienen las mujeres se define por el cromosoma femenino X y el espermatozoide del hombre puede tener el cromosoma femenino X o el cromosoma masculino Y. Si el espermatozoide tiene un cromosoma X y se junta con un óvulo de cromosoma X, el bebé será una niña, y si el espermatozoide tiene el cromosoma masculino Y y se junta con el cromosoma fememino X del óvulo, tu bebé será un niño.

Consejos de salud

Aunque todavía no sepas que estás embarazada, si aún no lo has hecho, es buen momento de coger buenas costumbres y dejar a un lado los malos hábitos como el tabaco y el alcohol. Nunca es demasiado tarde para dejar de fumar, aunque ya estés embarazada.

Apúntate al BabyClub

 

Suscríbete

Top