• Leche materna, el espejo para las leches infantiles

Leche materna, el espejo para las leches infantiles

La leche materna es un alimento único, sin duda es la mejor opción para alimentar a tus hijos, no sólo porque lo recomiende la Organización Mundial de la Salud (OMS), sino porque aporta la energía y los nutrientes esenciales y necesarios para un óptimo desarrollo y crecimiento del recién nacido.

 

Lo más importante para ti como madre/padre, es que tu hijo crezca sano. Bajo esta premisa, la lactancia es una elección sobresaliente para cumplir este cometido, sobre todo en los primeros meses de vida dónde el niño tiene como único objetivo comer y dormir.

 

CUALIDADES DE LA LECHE MATERNA

 

Durante la lactancia la leche materna es muy variante, puede cambiar incluso de una toma otra. Un factor a tener en cuenta para la composición de la leche es la dieta de la madre, es fundamental que esta sea variada con muchas frutas y verduras, sin restricciones pero sin abusar de las grasas saturadas, el azúcar o la sal.

En cuanto a su funcionalidad aporta innumerables beneficios, está comprobado científicamente que la leche materna previene de infecciones, obesidad o alteraciones del sistema inmune, entre otros. Así mismo existen numerosos compuestos bioactivos dentro en la leche materna que la hacen inigualable, como son:

  • La lactosa: principal azúcar en la leche materna. Contribuye a generar la energía necesaria para el normal crecimiento y desarrollo del bebé, aportando efectos beneficiosos sobre el sistema gastrointestinal.
  • Los ácidos grasos esenciales: imprescindibles en la dieta del bebé y necesarios para un correcto crecimiento.
  • Hierro: es fundamental un buen aporte de hierro durante los primeros meses de vida, esencial para la producción de glóbulos rojos y el transporte de oxígeno, además interviene en el desarrollo cognitivo del bebé.

Hay ocasiones en que la leche materna no es posible por distintas causas: la madre no puede amantar a su hijo o ha tomado la decisión informada de no amantarlo. Para   estos casos existen las fórmulas infantiles, que en la actualidad nada tienen que ver con las que se crearon inicialmente. A finales del siglo XIX se desarrolló por primera vez un producto llamado “sopa para lactantes”, elaborado a base de leche de vaca, con harina de trigo, harina de malta y carbonato potásico. Este producto fue mejorando hasta el desarrollo en la primera mitad del S. XX en una “fórmula adaptada” que pretendía simular en composición y beneficios a la leche de la madre. Hoy en día, las fórmulas infantiles están muy cerca de la composición y funcionalidad de la leche materna y cubren las necesidades básicas nutricionales de un bebé.

 

Para estos casos es importante que la preparación de la fórmula infantil o de seguimiento sea la adecuada, es muy fácil, tan sólo hay que seguir estos 3 pasos:

  1. Lavarse las manos antes de comenzar la preparación
  2. Esterilizar todos los utensilios a utilizar en la preparación
  3. Verter la cantidad de agua hervida necesaria y dejar enfriar hasta 40º aprox.

NOS ACERCAMOS LA COMPOSICIÓN Y FUNCIONALIDAD DE LA LECHE MATERNA

Como hemos mencionado con anterioridad, en la actualidad las leches de fórmulas han dado un salto cualitativo muy importante. La industria alimentaria aspira a fabricar una leche infantil que sea similar a la leche materna en composición y funcionalidad. Para ello se ha estudiado al detalle todos los ingredientes de la leche materna y su función, con el objetivo de incorporarlos a las fórmulas y obtener los mismos resultados.

Un reciente estudio llevado a cabo en Suecia y apoyado por Hero ha demostrado que una nueva fórmula con compuestos bioactivos presentes en la grasa láctea, tiene efectos positivos sobre el desarrollo cognitivo e inmune del niño. Lo que significa que esta nueva fórmula de Hero testada clínicamente, ofrece estos mismos beneficios en la salud del bebé que los que aporta la leche materna.

El grupo de investigación, liderado por el Profesor Olle Hernell de la Universidad de Umeå y Bo Lönnerdal de la Universidad de California, Davis, publicó recientemente en la revista American Journal of Clinical Nutrition (2014) los resultados derivados de este estudio:

Resumen:

Desarrollo Cognitivo:

Los niños nutridos con nuevas fórmulas presentan un desarrollo cognitivo similar a los niños alimentados con leche materna y mayor a los que tomaban leche de fórmula normal.

leche materna leche de formula cualidades leche materna composición leche materna caracteristicas leche materna beneficios leche materna  Leche materna, el espejo donde miran las nuevas fórmulas infantiles

Desarrollo del Sistema Inmune:

Los niños que tomaron leche con nuevas fórmulas tuvieron menos incidencia de otitis media, una de las causas más frecuentes de visita al pediatra en los primeros meses de vida.

En Hero Baby insistimos en la importancia de la leche materna, considerándola siempre como la primera opción para la alimentación Infantil. Así mismo, en nuestro afán por hacer las cosas bien, no cesamos en investigar para acercarnos a ofrecer siempre lo mejor.

Suscríbete a nuestra newsletter

Edad de tu bebé
Top